Logo Studenta
Gratis
242 pág.
daaccaf8-787a-4101-b693-fec14e2407e2

Vista previa | Página 1 de 50

ANTROPOLOGIA £
DEL £ 
PETROLEO' C
£
por \Jl
RODOLFO QUINTERO
m ú ^ '
# k - W / -
* /
siglo veintiuno editores, sa
I GABnlEL MANCERA, 65
L 2 ” ! M ÉXICO 12, D. F.
siglo veintiuno de espana editores, sa
I X yyiEV n U O RUBÍN, 7 
JÍlS” MADRID «16, ESPAÑA
siglo veintiuno argentina editores, sa
3KITACUARr 1271BUENOS AIRES, ARGENTINAganzl912
https://tinyurl.com/y794dggv 
https://tinyurl.com/y7k8sjjr
primera edición, 1972 
© 1972 siglo xxi editores
derechos reservados conforme a la ley 
impreso y hecho en méxico 
printed and made in mexico
https://tinyurl.com/y794dggv
https://tinyurl.com/y7k8sjjr
ganzl912
INDICE
PRELIMINAR 3
ANTES DE ESTABLECERSE LA RELACIÓN HOMBRE-
PETRÓLEO 7
PRIMERA PARTE
EL HOMBRE VENEZOLANO Y EL PETRÓLEO
1. MONTAJE DEL ESCENARIO 3 9
2 . APARICIÓN DE UNA OLIGARQUÍA PETROLERA 6 0
3 . CAMPAMENTOS Y CIUDADES PETROLERAS 8 0
4 . CONSIDERACIONES SOBRE UNA CULTURA DE CON­
QUISTA 10 3
SEGUNDA PARTE
LOS GRUPOS SOCIALES EN LA ÉPOCA 
DEL PETRÓLEO
5 . LA CLASE OBRERA Y SU INTEGRACIÓN COMO GRU­
PO SOCIAL 1 2 7
6 . TRANFORMACIÓN DE OTROS GRUPOS SOCIALES 1 5 0
7 . CALSE MEDIA—BURGUESÍA—POBLACIÓN UNIVERSI­
TARIA 1 7 0
TERCERA PARTE
COLONIALISMO CULTURAL 
Y DESCOLONIZACIÓN
8 . UNA SOCIEDAD CULTURALMENTE DEPENDIENTE 2 0 7
9 . LA DESCOLONIZACIÓN PETROLERA 2 3 0
BIBLIOGRAFÍA: ALGUNAS FUENTES DE ORIENTACIÓN
E INFORMACIÓN MANEJADAS 2 4 9
i
£
iL
PRELIMINAR
.. .La verdad es tan poco discreta como la 
luz. Si la discreción constituye el carácter 
de la investigación, ello es índice del te­
mor que se tiene a la verdad, más bien 
que índice del temor que se tiene al error. 
Es un medio que paraliza cada vez que se 
da un paso adelante: gracias a ella, la 
investigación experimenta obligatoriamen­
te un santo temor de descubrir el resul­
tado : es un preservativo contra la verdad.
- KARL MARX
...A la raíz va el hombre verdadero. Ra­
dical no es más que eso: el que va a las 
raíces. No se llame radical quien no vea 
las cosas en su fondo.
JOSÉ MARTÍ
En el complicado campo de las ciencias sociales, la 
antropología se abre caminos amplios porque apor­
ta maneras de estudiar al hombre, concepciones so­
bre las sociedades humanas y formas de utilizar 
justamente en beneficio colectivo, los adelantos lo­
grados desde las etapas primitivas hasta hoy. Esto 
ha sido y es posible porque el antropólogo cientí­
fico trata de conocer a fondo y con todos los detalles 
la sociedad que estudia y las demás sociedades, y 
esto le permite saber de lo pasajero, de lo intras­
cendente y también de lo estable, de lo común a la 
constitución humana. Aborda los problemas de for­
ma integral.
Entre las ramas de las ciencias antropológicas, la 
antropología social es de las más jóvenes y quienes 
la cultivamos debemos dar cumplimiento a dos obli­
gaciones hacia la ciencia y los ideales científicos,
4 PRELIMINAR
y las motivaciones inherentes a los programas de 
auxilios de las comunidades, incluso intervenir y 
reformar. Venezuela es un gran campo de investiga­
ción para los antropólogos sociales, y de trabajo 
práctico.
m (Aspecto fundamental en este universo de estudio 
es el petróleo, su explotación por monopolistas ex­
tranjeros y las transformaciones provocadas por 
esta prolongada operación técnica en la vida de los 
venezolanos.'». Conocer las manifestaciones de la épo­
ca petrolera de nuestra historia y establecer el des­
acuerdo creado entre lo tradicional y los cambios - 
violentos que introducen las nuevas técnicas. |
Se admite que la contribución principal de la an­
tropología es la exploración de la naturaleza y la im- ó 
portancia de la cultura. En nuestro caso el análisis - 
de la cultura del petróleo y sus proyecciones jen la - 
dinámica de la sociedad nacipnal.fEntendiendo quc¿' 
aquélla no es sólo un cuadro de costumbres sino un 
sistema de vida globahíQue moldea sentimientos y 
acciones de los hombres y los adapta a un mundo 
determinado: el del atraso y la dependencia.
Para estudiar la cultura del petróleo hemos refor­
mado y completado técnicas recomendables, algu­
nas simples, para explicar el funcionamiento de una 
organización social como la nuestra. Hemos procu­
rado igualmente perfeccionar la observación para 
describir las variedades de conductas de los dife­
rentes grupos que la integran. Y tuvimos el cuidado 
en el trabajo de campo, de reducir al mínimo las 
probabilidades de errores originadas .por la emoti­
vidad como observadores. Esta preocupación nos 
permite creer que en nuestra labor, concentrada en 
la presente obra que titulamos Antropología del pe­
tróleo, predomina la objetividad.
Y Durante nuestro trabajo pudimos comprobar que 
-las costumbres, los comportamientos de los compo­
nentes de distintos grupos de la sociedad venezolana 
se relacionan funcionalmente entre sí. Que los indi­
viduos y los agrupamientos desempeñan papeles 
distintos en un compuesto orgánico del tipo que 
conviene a portadores y difusores de la cultura del
PRELIMINAR 5
petróleo. El estudio de las relaciones entre creen­
cias, organización y ajustes socioeconómicos perfila 
una estructura teórica que ayuda a comprender el 
sistema de; comportamiento de la población de Ve­
nezuela en su conjunto.
V. Al estudiar la cultura del petróleo encontramos 
un sistema1 de valores creado por ella que responde 
a necesidades peculiares de una estructura de po­
der. la cual cambia en el tiempo por ser el hombre 
, un ser histórico. Registramos cómo su penetración 
jen nuestra sp.cie.dad distancia al hombre venezo- 
; laño de las culturas y~sübculluras naETonalesT^al 
1 extremo de terminar abandonándolas y comportarse
por un complejo i, 
L cultura|_extfano. La^stüdíámos porque para conocer i; 
' los seres humanos que integran nuestra sociedad,.; 
fl3eben investigarse sus maneras aprendidas de pen­
sar, sentir y actuar, es decir, su cultura.
No tenemos concepciones localistas de las cultu­
ras y subculturas nacionales; para nosotros son 
partes de la totalidad de los bienes creados^porJas 
hombres en dimensión universal. En este sentido 
planteamos la Irrelabcrración crítica de ia tradición!. 
No.rendimos culto a la impxpvmación; procuramos
evitar que las necesidades.de hoy se e.x-t4endan ajuma
futuro en el cual se hacen irracionales. Interpreta­
mos los cambios culturales como procesos dialéc­
ticos objetivos.
• La investigación cumplida confirma la hipótesis 
de trabajo sobre estancamiento y destrucción de 
rasgos culturales nacionales por la acción de la cul­
tura del petróleo. Revela la condición alienada de 
nuestra sociedad, el abismo entre las grandes posi­
bilidades creadas por el progreso de la humanidad 
y las limitaciones para el mejoramiento efectivo 
de las condiciones de existencia individual y gru- 
pal de los venezolanos.
En América Latina es Venezuela el país indicado, 
la muestra más representativa cuando se intenta 
elaborar una "antropología del petróleo” ya que 
permite acumular los mayores conocimientos sobre 
un modo de vida y un cuadro de valores impuestos,
6 PRELIMINAR
utilizables como experiencia por los demás. Sin 
perder la objetividad hemos hecho de la vida pública 
de grupos de la sociedad nacional nuestro labora­
torio y considerado sus problemas como nuestros 
propios problemas. Hacemos antropología de la ac­
ción y nos servimos del método de investigación 
experimental. Para realizar nuestro trabajo nos si­
tuamos en una posición estratégica dentro de la 
sociedad, y nos comportamos al mismo tiempo 
como observadores y como actores. Por eso logra­
mos resultados que pueden sorprender, cuya acepta­
ción encuentre la resistencia de muchos. Pero di­
fíciles de destruir por ser verdaderos.
La Antropología del petróleo comprende partes 
y éstas capítulos. Unas y otros se interrelacionan 
como podrán apreciarlo los lectores.
ANTES DE ESTABLECERSE LA RELACIÓN
HOMBRE-PETRÓLEO
I
Los grupos de indios pobladores de lo que geográ­
fica y políticamente se denomina Venezuela^ cono­
cían el petróleo. Oviedo registra su existencia en 
Maracaibo
Página123456789...50